viernes, 26 de septiembre de 2014

Nueva y Peligrosa Moda Homosexual : Anilingus o Beso Negro


Como muchos saben, la doctrina homosexual está basada casi únicamente en la perversión. Es importante que los políticos, los líderes comunitarios y todas las personas de fe, se informen acerca de la realidad oculta del mundo en que estas personas habitan. Con esto en mente, es mi obligación aclarar que el informe que sigue es, probablemente, la exposición más inquietante que nunca antes he realizado. 

El propósito de esta investigación es evidenciar la inmoralidad en que estamos sumergiendo a nuestro sagrado país con la aprobación de conductas reprobables permitiendo, gracias a las leyes recientemente aprobadas, la explosión del estilo de vida homo-radical como nunca jamás habíamos visto. No es un tema fácil, pero exige una investigación honesta y directa.

Ahora, con gran preocupación, presento el tema en discusión: anilingus.




Ubicación del ano



El sexo anal es una actividad común en el oscuro "mundo gay". "Pincelear" (pasar el pene por el ano de un hombre sin llegar a penetrarlo) y "tocar fondo" (penetración profunda ente hombres) son dos términos bien conocidos en la lengua vernácula homosexual. Estos aventureros carnales radicales hacen grandes esfuerzos para embellecer una cavidad que Dios nos dio exclusivamente para la eliminación de los desechos humanos (defecar). A pesar de esto, el "tocar fondo" es un tema popular entre los liberales. Los homogays harán casi cualquier cosa para mostrarnos su lujuria en la vía pública, en Internet e incluso en nuestros hogares. Tristemente, la moda del anilingus es aún mucho más repulsiva.






Anilingus significa copulación oral de la cavidad anal. En lenguaje franco, significa que un hombre introduce su rostro entre las nalgas de otro para penetrarle el ano con su lengua. A través de movimientos rápidos y firmes de la lengua hacia adelante, él espera incrementar el éxtasis en su pareja. Cuanto más grande sea la lengua, mayor será la reacción conseguida. Algunos se toman su tiempo, lamiendo suavemente alrededor de toda la región de la nalga, mientras que otros van directo y sin escalas al centro más rosado del propio agujero. En los grupos homosexuales hardcore, esto se conoce como "beso negro".

El novato en este mundo demoníaco, requerirá grandes cantidades de saliva en su ano para lubricar la acción profundamente invasiva que se producirá luego. Su agujero será escupido y luego lamido. A veces, también se utiliza uno o más dedos para excitar el colon y si la maniobra fue bien hecha el destinatario pedirá por favor que continúen lamiendo.



Segmentación etaria del anilingus o su impacto según la edad.


Los más jóvenes (20 años o menos): el beso negro es desde hace mucho tiempo una puerta de entrada hacia una conducta sexual adictiva mucho peor: la sodomía. Se usa básicamente con la finalidad de preparar el ano para un abuso más profundo. Debido a su corta edad, estos chicos tienden a tener poco pelo en las nalgas o tal vez sólo una brizna alrededor de la entrada "de la gruta" aún rosadita. Los padres deben ser conscientes de que esta conducta normalmente es antecedida por una demanda excesiva de privacidad por parte del joven. Desconfíe de los dormitorios cerrados con llave y de los campamentos de varios días.

Los veinteañeros: en este grupo, el beso negro se convierte en una forma de juego previo similar al sexo oral durante un encuentro heterosexual. Se puede observar esta conducta en los oscuros baños de las discotecas urbanas. El besador disfruta de la vellosidad floreciente allí. Él puede pasar horas lamiendo y sentirá mucho más placer si la grieta del hombre que acaba de conocer huele un poco fétido, ya que esto le da cierta masculinidad a quien ofrece el ano.

Los atletas: en estas personas la limpieza generalmente no es necesaria, es más es contraproducente a la hora del anilingus. Ellos mueren por la lujuria que provoca el sabor de sudor salado. El agujero húmedo de los humanos exuda un sabor exclusivo de virilidad y fuerza que hace que el lamedor nunca tenga suficiente, aferrado con las uñas a las caderas musculosas de su astuto cómplice, felizmente y sin preocuparse por los demás que pueden compartir el mismo vestuario o sauna después de un día de entrenamiento agotador.

La tercera edad: el exceso de sudor y los restos de excremento no son importantes ya que el objetivo aquí es empujar los límites un poco más.  Ellos fuerzan la apertura del canal trasero y lo invaden con dedicación insospechada durante la cópula oral (con el receptor por lo general disfruta de la sorpresa y de la atención recibida). La interacción es salpimentada con palabrotas y elogios, por lo que toda la acción tiene un tono fuerte y desconcertante.



El beso negro intergeneracional.

Un joven confundido por la atracción del mismo sexo puede aspirar a obtener acceso a los lugares superiores de la élite gay ofreciendo su ano como paga a un hombre mayor que tiene gusto por lamer nalgas juveniles. El chico confundido se inclina sobre el borde del jacuzzi o sobre un banco de madera de una cabaña privada (este es el tipo de lugar en que se encuentran las mazmorras sexuales secretas de los homogays).

Lo que ocurrirá a continuación es la invasión del colon juvenil por un hombre mucho más maduro. El joven terminará posiblemente llorando por su inocencia perdida mientras la lengua bífida le roba hasta lo último que queda de su juventud. Lo que no el joven no se da cuenta es que el analingus que está experimentando es simplemente un prólogo a una penetración dolorosa por diámetro prodigioso del adulto.



Homogays



El antropólogo Shane Allison ha explorado a fondo esta tendencia en un volumen titulado "Nice Butt: Gay Anal Eroticism", que reveló el sorprendente aumento del interés entre los hombres jóvenes y viejos por la fornicación rectal. Durante los últimos cinco años, también ha habido un aumento alarmante de la estimulación anal-oral en vídeos homosexuales se encuentran en todo el Internet. Algunos incluso emplean la etiqueta "beso negro" como palabra clave para que los usuarios localicen las películas específicas que ponen esta conducta en práctica. En Craigslist y otros sitios sociales de homosexuales, los hombres anuncian su propensión a este deporte salaz, exigiendo un compañero que esté afín con el cumplimiento de sus necesidades vergonzosas en largas sesiones, sudorosas, que a menudo tienen lugar en apartamentos alquilados o parques públicos.

Tapa del libro - Disponible en Amazon


No está claro donde se inició la moda del beso negro, pero el aumento de los inmigrantes ilegales de Bolivia y Rep. Dominicana se solapa claramente con su crecimiento en los hogares uruguayos. Por otra parte la cópula anal ha sido durante mucho tiempo un elemento común en las relaciones entre los chicanos. Para los hombres dominantes, la penetración anal es una forma cruda pero eficaz para reclamar la propiedad de un compañero. El salvaje más fuerte, armado y con el torso peludo puede tomar al más débil, más afeminado de raza caucásica. 

Debajo de esta campaña de relaciones públicas cuidadosamente elaborada, financiado por la élite liberal y un poderoso grupo de millonarios activistas homosexuales, el hecho es que el estilo de vida gay es aborrecible para el público cuando la verdad desenmascarada. Como muchos antropólogos, científicos y líderes religiosos han testificado, esta peligrosa adicción a la perversión va en contra de todas las bases de procreación de la humanidad. Trágicamente, parece haber poca esperanza de que esto cambie, mientras el "beso negro" sigua siendo unas de las tendencias más populares en el circuito homosexual.


7 comentarios:

gast84 dijo...

Está muy interesante tu blog, te felicito porque no has utilizado palabras obscenas, aunque estás generalizando las cosas, hay orientaciones homosexuales y conductas homosexuales, aquí no has aclarado ninguna, la conducta homosexual es aquella la persona tiene atracción física y emocional hacia el mismo sexo, pero solo hasta ahí, en cambio la conducta homosexual es aquella persona que tiene relaciones con los de su mismo sexo, sea que sienta atracción física, o solo es por diversión, los mismos heterosexuales pueden tener una conducta homosexual, pese a que estén casados, no te dirijas solo a los que muestran en público su amor hacia su mismo sexo, hay también "heterosexuales" que están casados/as pero tienen amantes de su mismo género. Y una última cosa, el término correcto es homosexual, no "homogay", o acaso existe el heterogay, me pregunto

vocediunangelo dijo...

MUY BUEN TEMA, PERO EL BESO NEGRO NO ES ÚNICAMENTE DE LOS HOMOSEXUALES, HAY MUCHÍSIMOS HETEROSEXUALES QUE LES GUSTA HACERLO Y DISFRUTAN DE ELLO. SE TE HARÍA INCREÍBLE SABER QUE A MUCHOS HOMOSEXUALES NO LES GUSTA ESO DE EL BESO NEGRO..

ikay dijo...

El beso negro, no es una moda, y tampoco es practicado sólo por los homosexuales, los heterosexuales también lo practican, es un juego previo a la penetración anal. Tanto los hombres hetro se lo practican a sus compañeras, como incluso algunas mujeres lo practican con sus compañeros. Esto es porque al fin y al cabo, el ano es una zona erógena que bien estimulada provoca muchísimo placer, a hombres y mujeres. A los hombres más, porque muy cerca está la próstata. Cada día más hombres heterosexuales, están dispuestos a que su compañera les introduzca un dedo para experimentar ese placer. Asumir que el placer anal es sólo para los homosexuales, es parte de las arcaicas ideas de la ridícula masculinidad construida a base de roles simples y estereotipados.

Ricardosp dijo...

Muy interesante tu blog, me parece correcto que utilices las palabras que son y no intentes disfrazarlas. Lo unico que yo te recomendaria es que no utilices palabras que no existen como lo es "homogay", la informacion que das a mi parecer da a notar que tu "investigacion" la haces en peliculas de esta tematica, las peliculas pornograficas son de fantasia por lo que muchas cosas que pasan en ellas en la vida real no ocurren. Te invito a que te comuniques conmigo si gustas obtener una informacion mas apegada a la realidad. mi correo: nicolas_5525@live.com.mx
Te saluda: Rick

Majo Cortes dijo...

ME encanto!! Hiciste una investigación muy profunda!!
Y las imágenes muy buenas!

María Claudia dijo...

El Beso Negro no es solo una práctica homosexual. También se practica en el sexo heterosexual. Si se tienen las debidas precauciones de higiene, no es peligroso. Yo llevo 20 años practicándolo con mi mujer y no ha pasado nada. Eso es pura calumnia de que es peligroso.

jemgu dijo...

El beso negro lo practican también los heterosexuales. Y si se práctica una vez, no se olvidará jamás y se pedirá y deseará constantemente hasta el final de la vida sexual

¿El legal el divorcio homogay?

Si bien es cierto que el pésimo gobierno de José "Pepe" Mujica aprobó una ley que permite a los homogays casarse, una cosa impor...