viernes, 11 de julio de 2014

Sepa Por Qué Los Conejos Violan A Los Gatos y Como Esto Puede Afectarlo


Algo inquietante está sucediendo en todo el mundo: los niños son testigos involuntarios de la conquista sexual cruda de un animal de una especie hacia otro de una especie diferente en la intimidad de sus propios hogares. No, no debería sorprendernos. Desde hace tiempo las familias han convertido sus hogares en verdaderas Arcas de Noé, sin prestar atención a los enormes riesgos morales que implica la mezcla de especies no destinadas a cohabitar. Dos de estas criaturas ya no juegan por las reglas de la domesticación: conejos y gatos. La tasa de violación entre estos animales domésticos se ha incrementado a un ritmo tan alarmante que muchos se preguntan, "¿Por qué?" 

Más importante aún, debemos preguntarnos a nosotros mismos: "¿Por qué ahora?" 

A pesar del trauma y el dolor, esto realmente podría ser un momento de aprendizaje para las familias cristianas. En la actualidad, hay cerca de un centenar de vídeos en YouTube de conejos violando de forma soez a los gatos. Puede suceder en cualquier hogar y con cualquier tipo de gato. Incluso puede suceder con los gatos machos

Sí, los adultos y los niños están molestos y confundidos. Pero en última instancia, la Biblia nos enseña la importancia de la administración, o más bien la idea de que los seres humanos somos los cuidadores del mundo animal. 

“Y dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y ejerza dominio sobre los peces del mar, sobre las aves del cielo, sobre los ganados, sobre toda la tierra, y sobre todo reptil que se arrastra sobre la tierra.”-Génesis 1:26. 

Tenemos que ser responsables y francos acerca de esta situación. El estudio de estas interacciones puede ayudarnos a aprender algo acerca de la verdadera naturaleza de nuestras mascotas y cómo nuestra elección sobre el estilo de vida personal, puede afectar incluso al reino animal que nos rodea. 



En su forma más básica, las violaciones cometidas por los conejos responden a luchas de poder entre las dos especies tratando de captar nuestra atención. Ellos saben que la atención humana, a su vez, se traduce en recompensas: afecto físico, alimentos caros y cuidado a largo plazo. Como criaturas dominantes, los conejos utilizan el sexo como un arma. Ellos se aprovechan de la debilidad inherente del gato, mientras que ensucian su reputación (ya bastante cuestionada leer "la prueba definitiva de que los gatos no son creación de Dios) a través de la penetración sorpresiva. El gato, por su parte, presenta tímidamente resistencia a estos ataques. Incluso puede llegar a disfrutar de la calidez y la atención al principio, antes de sentir el verdadero dolor de la violación anal. 

Sin lugar a dudas, el conejo usa la violación como una forma básica de informar a sus amos que él es la mejor opción para mascota. Debido a que este tipo de criatura carece de conciencia moral, podemos decir que son inimputables ya que no saben lo que hacen. No tienen ningún autocontrol e incluso hacen que la fornicación entre personas del mismo sexo cruce la línea de las especies. Ellos no entienden que sus actos son detestables y violan la voluntad de Dios. De todas formas como ya hemos dicho, de todas formas, los animales no van al cielo. Como vemos estos actos son importantes recordatorios sobre la crueldad e inmoralidad en la que se basa el mundo animal. 



¿Por qué ahora? Esta cuestión es especialmente relevante si tenemos en cuenta los tipos de hogares en las que muchas mascotas están siendo adoptadas en la actualidad. Los expertos coinciden en que algunos animales han sabido imitar conductas propias de los humanos e hipotéticamente estas conductas podrían incluir actividades íntimas. Como se ha señalado anteriormente, la homosexualidad no se produce de forma natural en el mundo salvaje. Sucede, sin embargo, en entornos enjaulados como zoológicos o casas particulares, al igual que las violaciones grupales en prisión. Siguiendo la idea de que los animales domésticos buscan recompensas de sus dueños, hay una buena posibilidad de que los conejos quieren simplemente lucirse frente a sus amos homosexuales voyeuristas. 

Tienen la esperanza de conseguir un regalo ofreciendo una afirmación positiva visible de un estilo de vida humano radical. Quizás esto indica que la atracción sexual anormal puede transmitirse de humanos a animales domésticos. El número de homosexuales practicantes con mascotas homosexuales no se conoce, pero la correlación se pone de manifiesto si prestamos atención al gran número de gays en línea proclamando que sus mascotas también son gays. A medida que más y más homosexuales adopten una mascota, es innegable que vamos a ver un aumento en el número de conejos violadores de gatos. 


¿Significa esto que los animales domésticos que son testigos de sexo gay humano son más propensos a cometer una violación? 

Si bien esta cuestión no se ha estudiado en profundidad, es muy importante para la sociedad a hacer frente a esta situación. Si las mascotas están viendo las relaciones físicas de sus propietarios y emulando nuestras manifestaciones más graves, esto podría llevar a una crisis en el reino animal. Como la homosexualidad se extiende a través del límite de las personas a los animales domésticos y ahora de una especie a otra, ¿hasta dónde vamos a llegar? ¿Es también está una vía de doble sentido? ¿Los seres humanos empezaremos a copiar las bestiales maniobras sexuales de los animales (si ya no se ha hecho)? 

¿Nuestros hijos se verán afectados por ver tal espectáculo erótico animal? ¿Los empujará a cometer violaciones o mantener relaciones sexuales gay? 

¿Nuestros hijos se verán afectados por ver tal espectáculo erótico animal?


Una vez más, estas son preguntas importantes y los padres preocupados ​​deben tomar todas las precauciones para evitar que sus hijos sean testigos de tales espectáculos peligrosos en el hogar y en Internet. Esta crisis animal es claramente una indicación de que las familias cristianas necesitan moverse con precaución y oración antes de decidirse a adoptar un animal doméstico, especialmente aquellos que están pensando en gatos o conejos.

No hay comentarios:

Divertirse es un pecado. La ciencia lo confirma.

La ciencia lo confirma: la diversión es una forma de anestesia auto administrada, ya que permite a una persona generar endorfinas en...